¿Que navío combatió mejor en Trafalgar?

20 respuestas [Último envío]
Tito
Imagen de Tito
Conectado
Consul-Coordinador
CoordinadorResponsable MHMRedactor MHMSocio MH
Desde: 15 Ago 2009
Santísima Trinidad (E)
26% (5 votos)
San Juan Nepomuceno (E)
21% (4 votos)
Redoutable (F)
11% (2 votos)
Victory (GB)
16% (3 votos)
Royal Sovereing (GB)
16% (3 votos)
Otro
11% (2 votos)
Total de votos: 19
9
Su voto: Ninguno Promedio: 9 (1 vote)
Tito
Imagen de Tito
Conectado
Consul-Coordinador
CoordinadorResponsable MHMRedactor MHMSocio MH
Desde: 15 Ago 2009

Santísima Trinidad

País: España

140 cañones

4 puentes

Botado en La Habana en 1769

Tripulación: 1.096 hombres

Comandante: Francisco Javier de Uriarte y Borja (gaditano)

Nave Capitana del vicealmirante: Baltasar Hidalgo de Cisneros (murciano)

 

---------------------------------------------------------------------------
Era el navío más grande y artillado de la Armada española, y también de la Combinada. Resistió el primer envite de los navíos británicos, frustrando su intención de rodear al Bucentaure (navío insignia francés, donde se encontraba Villeneuve). Mantuvo una dura y heroica lucha en el centro de la Combinada, junto al Bucentaure, que combatió también con bravura, donde se decidiría el resultado final. Obligó a retirarse en muy mal estado a dos navíos enemigos y obligó a otro a bajar bandera y rendirse. Causó bastantes daños al mismo Victory de Nelson. Acosado por multitud de navíos enemigos en el lugar más peligroso de la batalla, terminó con casi la totalidad de su tripulación muerta, no quedando nadie vivo en el castillo de popa. Aún así continuó combatiendo con casi todos sus cañones inutilizados (el velamen colgaba destrozado sobre estribor). Sin velamen, sin maniobrabilidad, sin tripulación y a punto de hundirse,  arrió la bandera y fue capturado por los ingleses en muy malas condiciones, con más de 700 muertos y 100 heridos. Los ingleses pusieron todo su empeño en salvarlo y llevarlo a puerto inglés, pero finalmente se hundió a unas 25 ó 28 millas al sur de Cádiz.

 

Príncipe de Asturias

País: España

112 cañones

3 puentes

Botado en La Habana en 1794

Tripulación: 1.015 hombres (en Trafalgar 1.141)

Comandante: Rafael Hore

Vicealmirante: Antonio de Escaño (murciano)

Nave capitana del almirante Federico Gravina (siciliano)


----------------------------------------------------------------------------------

El Príncipe de Asturias fue de los que mejor maniobró y se comportó en combate. A la retaguardia de la Combianada, mantuvo a raya a una multitud de navíos enemigos, desarbolando a casi todos ellos una y otra vez y resistiendo durante horas, hasta que, cubierta su retirada por otros navíos franco-españoles de 2 puentes, pudo retirarse en muy mal estado. Fue remolcado hasta la bahía de Cádiz por una fragata. Su lucha fue legendaria, 50 tripulantes murieron y 110 fueron heridos, entre estos últimos, Escaño y Gravina. El almirante Gravina moriría un año después de las graves heridas sufridas.

 

 

San Juan Nepomuceno

País: España

74 cañones

2 puentes

Botado en Guarnizo (Cantabria) en 1766

Comandante: Brigadier Cose Damián Churruca (guipuzcoano)

Tripulación: 623 hombres.

 

 ------------------------------------------------------------------------

Su actuación en Trafalgar se convertiría en mito más por la heroicidad de su comandante que por el navío en sí mismo. Churruca, que había recibido años antes el mando del Príncipe de Asturias, la perla más moderna de la Armada española, se dedicó a artillarlo y mejorarlo a su gusto y, luego, voluntariamente, pidió su traslado al San Juan Nepomuceno, navío menor con el que pasaría a la historia. Lo más curioso es que en Trafalgar su navío cerraba la formación de la combinada. Mientras la lucha se iniciaba y las órdenes de Villeneuve se malentendían o ni siquiera se cumplían, no sabemos como, pero el San Juan remontó todas las líneas y lo vemos combatiendo en el centro, donde la lucha era más cruenta. Allí combatió contra los navíos de la escuadra de Collingwood, y su participación ayudo a dejar fuera de combate a la nave capitana de Collingwood, el Royal Sovereign, así como al Mars. Una vez caídos los navíos más poderosos de la Combinada, el San Juan Nepomuceno se vio acosado por 5 navíos enemigos y puesto entre 2 fuegos. La defensa del Nepomuceno y el empeño de sus enemigos por rendirlo fue de lo más obstinado. A las 3.30 de la tarde se encontraba sin gobierno, desarbolado, con 15 cañones inutilizados, un tercio de la tripulación fuera de combate… sin embargo continuó combatiendo ante la vigorosa determinación de Churruca a perecer antes de rendirse, haciendo efectiva su famosa frase a su segundo: “Si llegas a saber que mi navío ha sido hecho prisionero, di que he muerto”. Cuando ya habían muerto 100 hombres y otros 150 se esparcían heridos, un cañonazo alcanzó a Churruca en la pierna, tras lo cual se levantó diciendo “Esto no es nada, siga el fuego”, pero murió desangrado poco después. Su segundo, Francisco de Mayna (o Moyua) tomó el mando, pero también cayó muerto.  El teniente J. Nuñez se hizo con el mando, pero ante la inutilidad de continuar resistiendo sin contragolpe posible decidió rendir la nave al navío inglés Dreadnought, ante el asombro general del enemigo por la heroica e infructuosa defensa. Murieron unos 200 hombres. El navío capturado fue conducido a remolque a Gibraltar, y sería utilizado con el nombre de HMS San Juan para la recepción de autoridades a partir de 1808. La devoción y respeto de los ingleses por Churruca quedó patente en los años de cautiverio del navío, cuando los oficiales debían descubrirse al entrar en la misma cámara que había ocupado el brigadier, con su nombre puesto en una placa a la entrada.

 

 

Redoutable 

País: Francia

74 cañones

2 puentes

Tripulación: 643

Botado en 1791

Comandante: Jean Jacques Etienne Lucas 

----------------------------------------

En la batalla formaba parte del centro de la escuadra, y libró el más encarnizado combate al lado del buque insignia, el Bucentaure francés, y cerca del Santisima Trinidad español.

Se enfrentó en primer lugar al buque insignia de la escuadra inglesa, el Victory, en inferioridad de condiciones, puesto que el navío inglés contaba 104 cañones. Para solventar la desventaja de número de cañones, el Redoutable produjo un considerable aumento del nivel de disparos de fusilería y granadas e intentó el abordaje del Victory. Posteriormente sufrió el fuego de otros navíos de la armada inglesa que acudieron a socorrer a su buque insignia, principalmente del Temeraire. Uno de los artilleros del Redoutable consiguió acabar con la vida del almirante inglés Nelson. El navío Fougueux acudió en ayuda del Redoutable pero éste, desarbolado y con un gran número de bajas (487 muertos y 81 heridos de una tripulación de 634 hombres), tuvo que rendirse y fue apresado. Se hundió al día siguiente a causa de los importantes daños sufridos en la batalla. Su comandante, Lucas, un hombre pequeño (se dice que medía 1.50), cortés, elegante, valiente e imperturbable, sobrevivió a la jornada.

 

Royal Sovereign 

País: Inglaterra

100 cañones

3 puentes

Botado en 1786.

Tripulación: 826 hombres

Comandante: Edward Rottheram

Nave capitana del vicealmirante Cuthbert Collingwood

 -------------------------------------------------

Era, junto al Victory, el mejor navío de línea británico de la escuadra que combatió en Trafalgar. Fue el primero en entrar en combate, a la cabeza de la segunda columna británica. Al mando del vicealmirante Cuthbert Collingwood, y el capitán de navío Edward Rottheram, el Royal Sovereign, como cabeza de lanza, atravesó la línea franco española, por la popa del Santa Ana (uno de los mayores navíos españoles con 112 cañones), y la proa del francés Fougueaux, de 74 cañones. Al pasar a la altura del español, el Royal Sovereign disparó los cincuenta cañones de su banda de babor, cargados con doble bala, dejando la popa del español casi destrozada y en las cubiertas más de cien bajas; a continuación el inglés viró a babor y quedó cerca del costado de estribor del Santa Ana, que a su vez disparó los cañones de esta banda, que destrozaron a su oponente, haciéndole escorar dos tablas del costado; y entonces entraron en acción las armas ligeras y la infantería de marina de ambos buques junto a los cañonazos. Ambos navíos se combatieron encarnizadamente durante dos horas y media, al cabo de los cuales el Santa Ana se rindió al ser atacado por más navíos británicos, cuando estaba completamente desmantelado, con 5 oficiales y 97 hombres muertos, y 146 hombres heridos, incluido su comandante. El combate entre estos dos titanes, apoyados uno y otro por navíos menores, fue épico. El Royal Sovereign perdió los palos mayor y mesana, y tuvo 5 oficiales y 42 hombres muertos, además de 94 heridos, quedando tan mal parado por la acción combinada del Sta. Ana y el Fourgeux, a los que se sumó a última hora el S.J. Nepomuceno, que tuvo que retirarse de la batalla, pasando Collingwood con su insignia a la fragata Euryalus. La acción algo suicida pero heroica de Collingwood no fue vana, ya que logró dividir la línea de la flota Combinada en dos, lo que a la postre sería su ruina.

 

Victory 

País: Inglaterra

100 cañones

3 puentes

Botado en 1765 en los astilleros de Chatham.

Tripulación: 823 hombres.

Comandante: Thomas Hardy

Nave capitana del almirante Horatio Nelson

---------------------------------------------------

El Victory, era para 1805 un navío algo anticuado, aunque poseía la mayor capacidad de fuego de la escuadra británica, así como la mejor oficialidad y tripulación. Fue de los primeros en entrar en combate a la cabeza de la primera escuadra británica, cuyo objetivo era capturar o hundir la nave capitana de Villeneuve, el Bucentaure.

Mientras la segunda columna británica comenzaba a abrir hueco con el Royal Sovereign, cubriéndose de gloria y de plomo, el Victory, a la cabeza de la primera columna, se lanzó entre los navíos Santísima Trinidad y Bucentaure, probablemente los dos más poderosos de la escuadra Combinada. Pero el vicealmirante español Cisneros, pegó su navío con el Bucentaure en una hábil maniobra, no dejando hueco por donde pasar, y abortando así la estrategia enemiga. Entonces el Santisima Trinidad le lanzó una andanada al Victory, seguida de otra del Bucentaure, produciéndole importantes bajas. Nelson, ante la imposibilidad de pasar entre ambos, viró su rumbo y trató de cortar la popa del Bucentaure de Villeneuve y el barco que éste tenía detrás, el Redoutable, por donde sí había hueco. Villeneuve comenzó a hacer señales a la división de vanguardia para que virase y viniera a reforzar el centro de la línea de batalla, pero Dumanoir no hizo caso, permaneciendo inactivo durante preciosos minutos, y regresando más tarde cuando su intervención era ya inútil. Se dio a la fuga poco después cobardemente, dejando atrás varios valerosos navíos de su división combatiendo.

      El combate del Victory con los navíos franceses Redoutable y Bucentaure fue muy duro, exponiéndose Nelson de una forma valiente pero innecesaria, ya que en su lugar podía haber enviado a otro navío a que abriese brecha si arriesgar el hundimiento de su buque insignia. La maniobra que realizó el Victory para cortar la popa del Bucentaure, le valió otra andanada del navío de Villeneuve que le dejó prácticamente desarbolado. No obstante, por fin lograda la posición deseada, el Victory disparó toda su artillería de babor a la popa del Bucentaure, en la que hicieron estragos. En estos instantes de la batalla, el Santisima Trinidad acabó ocupado con dos navíos ingleses, por lo que el Victory, apoyado por el Temeraire (antigua nave francesa y ahora británica) se vio libre de esa colosa amenaza para tratar de capturar el Bucentaure. Sin embargo, dos nuevos navíos franceses acudieron en apoyo de su capitana, eran el citado Redoutable y el Neptune. La presencia de los dos nuevos buques obligó a Nelson a virar a babor sobre las 13.10, chocando con el Redoutable, con el que entabló un encarnizado combate. Desde la distancia, el Bucentaure y el Santisima Trinidad seguían batiéndolo. La infantería y marinería francesa del Redoutable arrojó los garfios para abordarlo. El Victory estaba a punto de ser tomado, pero en su ayuda acudió el Temeraire, por el costado desprotegido del Redoutable, al que pusieron a dos fuegos, y lanzando una descarga de sus cañones produjo una carnicería importante en el barco francés. Desde el Redoutable, sabiendo de su inferioridad artillera, se intentó lanzar más garfios de sujeción por encima del Victory, para intentar el abordaje, pero el Victory era de bordas más altas y los hombres no consiguieron alcanzarlo. Mientras, los respectivos infantes de marina barrían con sus fusiles y pistolas las cubiertas de uno y otro navío. En una de esas, hacia las 13.25, Nelson resultó herido por el disparo de un francotirador francés subido a las cofas del Redoutable. La bala entró por la charretera izquierda atravesando su pulmón y partiendo su columna vertebral. El almirante cayó de bruces sobre la cubierta, repleta de arena para que los tripulantes no patinaran con la sangre esparcida por doquier. Nelson había caído en el mismo sitio donde hacía breves instantes su secretario público Scott había sido partido en dos por un cañonazo. El capitán Hardy deseó que la herida no fuese grave, a lo que Nelson apostilló “lo han conseguido, Hardy”, “espero que no”, dijo Hardy, “sí”, concluyó Nelson “me ha atravesado la espina dorsal”. Nelson fue trasladado al lecho de un guardamarina para ser intervenido por el cirujano, pero murió pocos minutos después de concluir la batalla, al parecer informado de la reciente victoria. Los navíos de la columna que encabezaba el Victory comenzaron a llegar en cada vez más número, logrando una superioridad numérica bastante importante. En torno a las 13.45, el heroico Redoutable, a punto de hundirse y repleto de muertos, arrió su bandera y se rindió. Los ingleses, tras sacar a los supervivientes, le prendieron fuego y se fue a pique. El Fougeux, que luchó muy bien, también se rindió poco después con 43 bajas al HMS Temeraire, que a su vez estaba muy mal parado con 123 muertos. Entonces, el Victory, sin su almirante, se lanzó por fin contra el Bucentaure y el Santisima Trinidad con el apoyo de 3 navíos británicos. A partir de las 14.00 horas se irían uniendo nuevos navíos británicos a la lucha, estrechando el cerco de estas dos unidades tan difíciles de derrotar. Todos los intentos de ayuda fueron rechazados por los británicos y, a las 14.45-15.00, cercado por 5 navíos ingleses, el Bucentaure (238 muertos), desarbolado, arrió su bandera y se rindió. Villeneuve fue capturado. El Stma. Trinidad sorprendentemente resistió una hora más, e intentó escabullirse sin lograrlo. El coloso español, el que había causado más bajas a los navíos británicos, se rindió por fin. El maltrecho Victory y el moribundo Nelson habían vencido. Sufrieron 57 muertos y 102 heridos. La tripulación superviviente aullaba en cubierta.


 

 

Para saber más:

Muñoz Bolaños, Roberto (2005): "Trafalgar 1805: gloria y derrota de la armada española"; ed. Almena, Madrid.

http://www.todoababor.es/articulos/tras_labatalla.htm

 

Bueno, la pregunta es sencilla, no cual poseía mejores características, sino cual combatió mejor en aquella jornada. He incluido los seis que, a mi entender, dieron mejor la talla.

Existen otros navíos que se comportaron bastante bien: El Bucentaure francés, el Temeraire inglés, el Santa Ana español, el Neptune francés... ¿Que opináis? Y si algunos navíos franco-españoles combatieron tan bien ¿porque se perdió la batalla? ¿desorganización? ¿mala suerte? ¿superioridad inglesa?

Saludos

Ituzaingo
Imagen de Ituzaingo
Desconectado
Legionario Inmunis
Exstaff
Desde: 30 Ago 2009

 Baltasar Hidalgo de Cisneros y la Torre Ceijas y Jofré, caballero de la Orden de Carlos III.

Su comportamiento en Trafalgar, donde fue Vicealmirante de la armada española, rayó en el heroismo, atacado por el Victory, junto con otros buques ingleses, Cisneros se negó a rendir y aguantó cuatro horas hasta extinguirse su tripulación. Acabó por hundir el buque. Gravemente herido fue sacado del agua por los ingleses, que lo devolvieron con todos los honores a su patria ( desde entonces quedó sordo, de allí que lo llamaran el sordo de Trafalgar ).

 

Ahora que estoy investigando, la información de que "el hunde" el Santísima Trinidad, (será en sentido figurado por negar rendirse ?), que nos da J.M.Rosa. 

Tito
Imagen de Tito
Conectado
Consul-Coordinador
CoordinadorResponsable MHMRedactor MHMSocio MH
Desde: 15 Ago 2009

Ituzaingo ha escrito

 Baltasar Hidalgo de Cisneros y la Torre Ceijas y Jofré, caballero de la Orden de Carlos III.

Su comportamiento en Trafalgar, donde fue Vicealmirante de la armada española, rayó en el heroismo, atacado por el Victory, junto con otros buques ingleses, Cisneros se negó a rendir y aguantó cuatro horas hasta extinguirse su tripulación. Acabó por hundir el buque. Gravemente herido fue sacado del agua por los ingleses, que lo devolvieron con todos los honores a su patria ( desde entonces quedó sordo, de allí que lo llamaran el sordo de Trafalgar ).

 

Ahora que estoy investigando, la información de que "el hunde" el Santísima Trinidad, (será en sentido figurado por negar rendirse ?), que nos da J.M.Rosa. 

 

No es que decidiera hundirlo, pero el buque terminó hundiéndose por los enormes daños sufridos. Al parece Cisneros no arria la bandera hasta que su buque, casi sin tripulación, tiene visos de irse a pique. Posiblemente cuando se entrega el santisima esta ingobernable y haciendo aguas por todas partes.

Ituzaingo
Imagen de Ituzaingo
Desconectado
Legionario Inmunis
Exstaff
Desde: 30 Ago 2009

No creí, que lo acabase de hundir deliberadamente ya que el parte inglés indica que en momento de hundirse se oían los quejidos de los tripulantes heridos que el buque arrastró hacia el fondo del mar. Seguramente hace referencia a la heroica resistencia de Cisneros, aunque no me cierra eso de ¿ que cuando remolcan el buque, es porque ya se había rendido o no ?

Saludos.

Los_Santos_Reyes
Imagen de Los_Santos_Reyes
Desconectado
Equite
Redactor MHMSocio MH
Desde: 16 Nov 2009

Lógicamente, el barco ya se había rendido; de lo contrario, ¿cómo remolcarlo? Benito Pérez Galdós, en "Trafalgar" da una emocionante descripción del combate a bordo del "Trinidad" y su posterior hundimiento, que se debió, efectivamente, a los daños sufridos en combate mientras que era remolcado hacia Gibraltar.

Flavius Stilicho
Imagen de Flavius Stilicho
Conectado
General
Redactor MHMSocio MH
Desde: 23 Ene 2011

 Respecto al hundimiento del Trinidad

   El dia de la batalla (21 de Octubre) sólo se hunde un barco: el "Achille" frances que explotó al incendiarse el pañol de las municiones.

   Mientras que los barcos aliados que escapan conseguen refugiarse en Cadiz (salvo la escuadra de Dumanoir que se adentra en el Atlántico), los barcos ingleses y sus presas (incluida el Santísima Trinidad) se ven atrapados por la fuerte tormenta que estalla tras la batalla y no pueden regresar a Gibraltar. Esta tormenta provoca fuertes daños a los buques agravando el estado de las presas. Además hay que tener en cuenta que los ingleses disponían en sus barcos de bombas más avanzadas para achicar el agua.  

  La tormenta duró varios días y en un momento de calma los hispano-franceses montan un intento de recuperar los buques perdidos mandando 5 navios de linea desde Cádiz. Los ingleses se aprestan de nuevo a combatir y deciden abandonar las presas más dañadas para que se hundan ya que se han convertido en un estorbo si hay un nuevo combate.  El Santísima Trinidad es desalojado hundiendose mucho más rápidamente de lo previsto con lo que no se llegan a evacuar a algunos heridos que estaban en las bodegas inferiores (entre 28 y 80).

http://www.todoababor.es/articulos/epilogo.htm

 

Respecto al mejor barco en Trafalgar

* Por parte española me quedo con el Príncipe de Asturias. Obligó a 2 navios enemigos a retirarse: el Revenge (que fue salvado in extremis por los ingleses) y el Defiance, además de batirse con varios navios más. Se retiró brevemente de la línea para hacer reparaciones de urgencia, volviendo después a combatir brevemente antes de tener que ser remolcado fuera de la batalla por una fragata. También es verdad que el Príncipe contó en todo momento con la colaboración de sus navios cercanos, cosa que no sucedió con el Trinidad y el San Juan Nepomuceno.

* Por parte francesa me quedo con el Redoutable. Su capitán fue uno de los que mejor entrenó a su tripulación antes del combate lo que quedaría demostrado en su épico combate con el Victory, estando cerca de rendir a un buque bastante más potente (claro que el Victory ya había sufrido un importante castigo previo).

* Por parte inglesa me quedo con el Royal Sovereign. Fue el 1º de su columna al igual que el Victory de la suya, pero la zona que ataca tiene más buques hispano-franceses en posición por lo que recibe un fuego más nutrido, aun así corta la línea a la primera (cosa que no consiguió el Victory, que fracasó en su 1er intento y tuvo que buscar un hueco más fácil). A pesar de quedar rodeado inmediatamente por varios buques consigue poner fuera de combate al Santa Ana antes de quedar él mismo fuera de combate.

 

Kramer
Imagen de Kramer
Desconectado
Legionario Inmunis
Socio MH
Desde: 2 Mar 2011

Pa mi el franchute Reductable y el sovering fueron los mejores, el primero aguanto al victory, al sovereing y se mantuvo hasta el final solo, creo que desde alli mataron a Nelson.

Kramer
Imagen de Kramer
Desconectado
Legionario Inmunis
Socio MH
Desde: 2 Mar 2011

Pa mi el franchute Reductable, aguanto al victory, al sovereing y se mantuvo hasta el final solo, creo que desde alli mataron a Nelson.

KiKeKiLLeRJoY
Imagen de KiKeKiLLeRJoY
Desconectado
Legionario
Desde: 1 Abr 2011

Lo curioso de esto es que trafalgar no suspuso la destruccion de la marina española, por contra de lo que cree mucha gente. Sino que la mayoria de flota española se pudrio en sus respectivos puertos durante la guerra de independencia española.

 

Siempre me han llamado mucho los navios de linea y los combates maritimos, estos barcos me parecen los mas impresionantes por detras de los acorazados de la segunda guerra mundial.

 

 

Con respecto a tu pregunta de porque se perdio la batalla creo que son numerosos los factores. La diferencia entre la profesionalidad de tripulaciones, en el caso de la española hubo que hacer levas para completar las tripulaciones, diciendo Nelson en una de sus visitas a un navio español " los navios españoles son fantasticos, pero sus tripulaciones pesimas" decia algo asi aunque no lo recuerdo con exactitud. Tambein creo, que la capacidad de mando de villenueve no estaba a la altura de la batalla y si a eso sumamos que sus ordenes de reforzar el centro no fueron llevadas a cabo, o llevadas a cabo con demora, tienes el resultado. Aun asi, quizas tampoco se hubiese ganado la batalla, pero seguramente hubiese sido un daño mayor para los ingleses. Es mi opinion.

 

 

Saludos !!

ROL
Imagen de ROL
Desconectado
Ciudadano
Desde: 3 Mayo 2011

Uno de los problemas que tuvo la escuadra combinada,  es que muchos de los navíos no entraron en combate por lo que los ingleses tenían superioridad numérica, otro problema era que los navíos franceses tiraban a los mástiles para huir y no tiraban para destrozar los navíos ingleses. Los navíos que huyeron son el Mont-Blanc, Duguay-Trounin, Formidable, Scipion, estos cuatro navíos fueron apresados  12 días después. El Santísima Trinidad para mí fue el que mejor lucho.                    

Kramer
Imagen de Kramer
Desconectado
Legionario Inmunis
Socio MH
Desde: 2 Mar 2011

felicidades porque el articulo esta de lujo.

 

yo me quedo con el Royal Sovereing que cruzo por el centro y se llevo la mayor parte de descargas.

Tito
Imagen de Tito
Conectado
Consul-Coordinador
CoordinadorResponsable MHMRedactor MHMSocio MH
Desde: 15 Ago 2009

El Redoutable francés se comportó con gran arrojo y valentía. Tratando en varias ocasiones incluso abordar al Victory, cuya tripulación era mucho más numerosa. Pero el capitán Lucas cometió un error de talla. Cuando el Santísima Trinidad y el Bucentaure se pegan en una línea para tapar cualquier hueco entre ellos, evitándo así que el Victory pasara, el Redoutable, que estaba inmediatamente detrás del Bucentaure, dejó un amplio hueco.

En mi opinión debería haber seguido la táctica de sus compañeros y maniobrar para pegarse lo máximo posible a la popa del Bucentaure.

Porque el Victory se coló finalmente e hizo estragos al disparar hacia la popa y proa de uno y otro. Esta táctica era muy conocida en la marina. Los cañonazos penetraban por una de las zonas más débiles del buque, la popa, y atravesaban los puentes inferiores hacia la proa barriendo todo a su paso. Además, destrozaba el castillo de popa, donde se situaban la mayoría de oficiales.

Si Lucas hubiera maniobrado para pegarse a su nave capitana, el Victory tendría que haber dado un rodeo aún mayor del que dio tras fallar en su primer intento de paso. Lo que se traduce en unas cuantas andanadas más machacando su flanco, y verse obligado a atravesar la línea lejos de la nave capitana enemiga. El Victory, dañado ya, habría perdido el tiempo enfrentándose a navíos menores como e San Leandro o el Neptune, mientras que los dos colosos de la Combinada: El Santísima Trinidad y el Bucentaure, unidos, machacaban a los navíos menores de la primera columna inglesa que llegaban a la lucha 1 a 1.

 

Flavius Stilicho
Imagen de Flavius Stilicho
Conectado
General
Redactor MHMSocio MH
Desde: 23 Ene 2011

Pero el capitán Lucas cometió un error de talla. Cuando el Santísima Trinidad y el Bucentaure se pegan en una línea para tapar cualquier hueco entre ellos, evitándo así que el Victory pasara, el Redoutable, que estaba inmediatamente detrás del Bucentaure, dejó un amplio hueco.

Me gustaría matizar un poco eso. La disposición inicial de los barcos alrededor del Bucentaure era la siguiente:

S. Agustín  > Heros  > Stssma. Trinidad > BucentaureNeptune > S. Leandro > Redoutable >

http://www.todoababor.es/articulos/orden_aliado.htm

Cuando Villeneuve ordena virar en redondo (y Churruca al verlo dice aquello de: ¡perdidos!, ¡perdidos! ¡perdidos!) la línea se rompe y bastantes de los barcos quedan fuera de su posición, con el problema de que los que fallan en la maniobra quedan con el viento en contra a la hora de tratar de reincorporarse. El Trinidad se queda rezagado respecto al Heros; Neptune y S. Leandro se salen de la línea y no recuperan su puesto. Por tanto el Redoutable venía desde atrás a cubrir un hueco que él no había creado.

Saludos.

Tito
Imagen de Tito
Conectado
Consul-Coordinador
CoordinadorResponsable MHMRedactor MHMSocio MH
Desde: 15 Ago 2009

Hueco que, si no me equivoco, había dejado el Neptune...

Tal vez el Redoutable intentó taparlo pero no llegó a tiempo.

Flavius Stilicho
Imagen de Flavius Stilicho
Conectado
General
Redactor MHMSocio MH
Desde: 23 Ene 2011

Hueco que, si no me equivoco, había dejado el Neptune...

Tal vez el Redoutable intentó taparlo pero no llegó a tiempo.

 

Así es, el Neptune llegaría más tarde, pero ni él ni muchos otros se encontraban en sus puestos. 

http://www.todoababor.es/articulos/columna_nelson.htm

Tito
Imagen de Tito
Conectado
Consul-Coordinador
CoordinadorResponsable MHMRedactor MHMSocio MH
Desde: 15 Ago 2009

Por cierto que, a modo de curiosidad, había dos Neptune en esta batalla. Uno en el bando francés y otro en el ingles. Estuvieron muy cerca uno del otro en la batalla. Hubiera resultado peculiar ver a los dos enfrentándose, aunque creo que no llegaron a toparse.

Los_Santos_Reyes
Imagen de Los_Santos_Reyes
Desconectado
Equite
Redactor MHMSocio MH
Desde: 16 Nov 2009

Tito ha escrito

Por cierto que, a modo de curiosidad, había dos Neptune en esta batalla. Uno en el bando francés y otro en el ingles. Estuvieron muy cerca uno del otro en la batalla. Hubiera resultado peculiar ver a los dos enfrentándose, aunque creo que no llegaron a toparse.

 

Y un Neptuno español; al mando de Cayetano Valdés.

acquilez
Imagen de acquilez
Desconectado
Ciudadano
Desde: 25 Dic 2012

Bueno veamos, Churruca y siento contradecir nunca dijo 'perdidos' sino que fué Federico Gravina quien exclamó "pero qué hace?" refiriendose a la estúpida maniobra de Villeneuve. Y Gravina ya la noche anterior habia mostrado sus reticencias a salir de puerto tal y como quería Villeneuve y es evidente que dudaba de su capacidad para liderar la esquadra.
Churruca era un gran marino pero Federico Gravina estaba mucho más experimentado que él y no hay que mitificar las cosas. En las filas Españoles había militares francamente experimentados, y entre ellos Alava.
Yo soy descendiente directo de Rafael de Hore y Heredia, nacido en Daimiel -Ciudad Real- La Mancha y muerto tambien alli. Era mi retatatatatatarabuelo, y llegó a Almirante. El casó a su única hija Manuela (de la conservamos en mi casa miniatura con su retrato) con el Conde de Anguísola -Italiano- de apellido Coronado y tuvieron un hijo del que desciendo yo y otros 33 primos hermanos.. El apellido Hore es Irlandes, y su panteón estaba ubicado en la Iglesia Parroquial de Daimiel destruida por los Republicanos durante la Guerra Civil.
Y es cierto que cuando se conmemoró el 200 aniversario de la Batalla nádie nos llamó para representarle en Cádiz pq mi tio el mayor que es el mayorazgo no se entera, y yo spy el genealogista de la familia. Y tengo en Madrid sus datos exavtos de nacimiento y muerte (1836 me parece recordar) y el nombre completo de su mujer e hija.
Yo -como además me toca- debo defender su memoria, y si fué elegido por Gravina personalmente para gobernar el Príncipe de Asturias -el barco Mejor y más moderno de nuestra Armada- sería por algo, y su destreza le salvó la vida a Gravina y a la nave de ser capturada por los Ingleses.
Estoy de acuerdo con muchos que en el bando Español quien más se destacó -con extraordinaria valentía- fué Churruca, compañero de Hore y con mismo rangp de Brigadier, pero no puede desdeñarse a los demás Españoles que tan bravamente se batieron. Y no tenían ambos -Churruca y Hore- si quiera 32 años..
Había otro Brigadier de apellido Irlandés en la Escuadra Española que ahora mismo no recuerdo el nombre pero que también se batió con éxito.
La Batalla se perdió por la torpeza extraordinaria de un hombre -Villeneuve- muy poco preparado.

Tito
Imagen de Tito
Conectado
Consul-Coordinador
CoordinadorResponsable MHMRedactor MHMSocio MH
Desde: 15 Ago 2009

A veces creo que tras estudiar tantas derrotas de la armada española a manos de la inglesa tendemos a pensar que estos eran un hatajo de inútiles. Pero la realidad es que la armada española de comienzos del siglo XIX tenía una oficialidad excelente. También unos barcos magníficos. Tal vez la marinería y sus métodos de reclutamiento eran otro cantar. Pero es una lástima que marinos tan magníficos como los de aquella generación tuvieran que enfrentarse a un cúmulo de tantos despropósitos. Villeneuve, el modo de plantear la guerra, las estrategias generales, cierta parte de la oficialidad francesa...

 

Es un honor tener por aquí a un descendiente directo de Rafael de Hore. Me pondría los pelos de punta pero a la vez me llenaría de orgullo leer la actuación en batalla de un antepasado tan valeroso como fue Hore. Por cierto, que curioso que una región sin mar como la manchega haya dado marineros de esta talla. Supongo que Hore vio durante su vida bastante más agua que los campos de su hogar.

 

Por cierto acquilez, existe muy poca información sobre este personaje en la red. Si te decidieras a escribir algo, si es que dispones de información, sería un placer leerte.

TCKC
Imagen de TCKC
Conectado
Senador-Moderador
Moderador
Desde: 11 Nov 2010

La verdad es que no me termino de decidir, estoy dudando entre el Trinidad y el Redoutable, al que por cierto veo con muy pocos votos, para el pedazo combate en el que estuvo metido. Al bando franco - español, lo que le faltó aquél día era un almirante de la talla de Blas de Lezo, con un militar así al mando quizás el resultado habría sido otro.